Ventis secundis

Ventis secundis

Ese era el lema del crucero de batalla HMS Hood y que tomó de la máxima latina «Ventis secundis, tene (tenet) cursum», o, si el viento es favorable, mantén el rumbo.

Tal vez eso fue lo que pensó su capitán cuando, cual sociópata y violando las más elementales reglas del combate marítimo, pues tenía menor blindaje, menor potencia de fuego y le cruzaban la T), vio en el radar al Bismark y se dirigió hacia el a toda máquina; a los siete minutos de batalla voló (literalmente) por los aires, salvándose solo 3 de sus 1.421 tripulantes.

En términos contemporáneos podríamos decir que nos recuerda a lo hecho por la partitocracia con el 8M o en el saqueo de las cajas. Y siguen en lo mismo: vientos favorables (préstamos europeos y subsidios con deuda mutualizada, que nada es gratis), sí, pero para qué rumbo.

Por supuesto, siempre hay quien distrae y confunde defendiendo al comandante del Hood y a los sinvergüenzas que destruyen España. Siempre hay quien defiende a los psicópatas y sociópatas.

Luis Riestra Delgado. 16/06/2.011.

La Odisea del Arcadia

Administrador_Macro

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: